Simulacros que salvan vidas

Tegucigalpa. Aprender como resguardar su vida y la de su familia es lo que conocieron hoy los pobladores de las colonias La Cabaña y El Edén, quienes hace 11 años sufrieron un deslizamiento producto de intensas lluvias que dejó varias personas heridas y 28 familias desplazadas. 

Nancy Álvarez, residente de la colonia Altos de la Cabaña y presidenta del Comité de Emergencia Local de esta zona, recordó que durante ese trágico episodio su madre, doña Blanca Rosa Sánchez paciente de diabetes, perdió una pierna con la caída de una tabla que cedió en el deslizamiento. 

"Esto me motivó a trabajar por mi comunidad, no nos pagan ningún salario lo hacemos de todo corazón porque queremos que nuestras familias y amigos puedan evacuar con tiempo cuando vienen las lluvias", expresó. 

Así como Nancy muchos otros ciudadanos participaron hoy en el simulacro de autoevacuación por deslizamiento que fue promovido por la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) con apoyo de las autoridades de la Alcaldía Municipal del Distrito Central y de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA). 

"Estamos preparándonos para el inicio de la temporada más fuerte de las lluvias poniendo a prueba las capacidades de las instituciones y también la de los cuidadanos que deben saber cómo responder a tiempo sin esperar la llegada de las autoridades", comentó Julio Quiñónez, Subcomisionado de Copeco para el Distrito Central. 

En esa misma línea, Eiji Jawahigashi, experto del JICA, indicó que el objetivo de este simulacro es que las personas aprendan a evacuar de forma adecuada teniendo en cuenta información que pueden obtener al observar su entorno como la identificación temprana de las grietas. 

Explicó que el proceso se realizó en tres etapas, primero la recopilación de información de la comunidad, segundo la identificación de rutas de evacuación y tercero la ejecución de este simulacro con participación de la población. 

"Fue bastante exitoso por la participación de los ciudadanos, sin embargo debemos seguir haciendo más simulacros para la participación de las personas porque no sabemos cuándo pueda ocurrir un deslizamiento y debemos estar preparados", aconsejó.

La actividad fue desarrollada como parte de las instrucciones del Presidente de la República, Juan Orlando Hernández, encomendadas al ministro de Copeco Gabriel Rubí, para preparar a la población ante la frecuencia de las lluvias durante septiembre y octubre.